15 de noviembre de 2011

De por qué me gusta leer II


Los libros gordos con más de 500 páginas a veces asustan porque parecen interminables, pero en general valen la pena. No por eso estoy diciendo que todos los libros extensos sean buenos ni desprestigiando los que son más cortitos, eh!
Por ejemplo, el otro día terminé de leer "El coronel no tiene quién le escriba" de García Marquez y es relativamente corto, con decirte que en 2 días lo terminé, sin dejar de hacer mis cosas. Hacía rato que quería leer algo del autor y como es previo al libro que me interesaba, puse manos a la obra, o más bien ojos a la lectura (aunque no exista una expresión así)
Después de mucho tiempo, al fin estoy leyendo 100 años de soledad! Era una cuenta pendiente  y me intrigaba saber de qué se trataba. Aún me queda un largo camino y lo importante es haber empezado.
En un post anterior, había dicho por qué me gustaba leer y este año ha sido el mejor en este aspecto. Me encontré con libros fascinantes y encontré a pesar del cansancio, muchos momentos de lectura por placer.
En general cuando tenés tantas otras actividades y obligaciones, dejás de hacer lo que más disfrutás y poco a poco te vas saturando de la rutina sin saber que es por eso, por no encontrar esos pequeños ratitos para hacer algo pura y exclusivamente para vos.
Hay gente que surfea, otra gente toca la guitarra, dibuja, sale a correr, juega a la pelota. En mi caso, me di cuenta que la lectura es para mí, una muy buena terapia además de la escritura y la psicóloga.
Por supuesto que no es lo único que me gusta pero para contar otros pasatiempos hay tiempo más que suficiente.

D.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Exprese, comente y luego haga click.