20 de octubre de 2011

Madre hay una sola

A pesar de no ser una noticia muy fresca porque pasó hace unos días, quería hablar sobre el día de la madre, al menos en Argentina se celebra a mediados de octubre y también se denomina día de la familia para englobarlo mejor y que no quede nadie afuera.
La cuestión es que al estar lejos de mi mamá, estaba viendo si valía la pena viajar para ir y volver rápido. Por suerte decidí que sí, que obviamente que valía la pena, sobre todo porque "aún la tengo conmigo", teniendo en cuenta que lamentablemente algún día hay que decir adiós. Igualmente siempre dice que va a vivir hasta los 104 años, como el magiclik y eso me alivia un poquito. Me sentí muy feliz de poder sorprenderla la madrugada del domingo y que hallamos pasado momentos tan lindos y charlas que espero poder continuar. Es increíble porque en general tenemos tiempos de llevarnos bien/mal que oscilan constantemente. Es pasar del amor al odio después de un comentario o algo así.
Con el paso del tiempo me doy cuenta que voy entendiendo el por qué de muchas cosas y trato de comprender. Me gusta saber que hablamos de igual a igual pero que aún es capaz de estar en detalles y mimos que me encantan.
Estoy feliz de haberme decidido con lo difícil que soy a veces para tomar decisiones o elegir y creo que tomé la decisión correcta. No sería bueno el día de mañana arrepentirme de no haber hecho las cosas que sentí que quería hacer. Tal vez estoy creciendo. O siendo menos imbécil.

D.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Exprese, comente y luego haga click.